El Senado rechazó la ley y el aborto sigue siendo ilegal

El Senado rechazó la ley y el aborto sigue siendo ilegal

0

Se impuso el rechazo al proyecto para permitir el acceso a la interrupción voluntaria del embarazo. Pasó al archivo y no podrá volver a tratarse hasta 2019.

Por 38 votos a 31 (y dos abstenciones) el Senado rechazó el proyecto de ley para despenalizar el aborto en Argentina, que venía con media sanción de la Cámara de Diputados. De manera automática el proyecto pasó al archivo y no podría tratarse en el mismo período legislativo. El resultado era esperado en la previa, debido a que la mayoría de los legisladores ya habían adelantado su voto.

La sesión comenzó a media mañana y fue acompañada por una multitud en la Plaza de los Dos Congresos y también en todo el país. Identificadas con pañuelos verdes y celestes, los grupos que apoyaban y rechazaban el proyecto estuvieron de vigilia.

El tema fue instalado luego de que el Presidente Mauricio Macri habilitara el debate tras su discurso ante la Asamblea Legislativa. El proyecto planteaba despenalizar el aborto y garantizar el acceso a la interrupción voluntaria del embarazo a todas las mujeres hasta la semana 14 de gestación. También incluía la posibilidad de objeción de conciencia, pero con garantías para que el sistema de salud realice esa práctica.

Tras deliberar internamente para unificar las posturas en un proyecto, el tema pasó al tratamiento parlamentario. El 14 de junio la Cámara de Diputados de la Nación aprobó el proyecto y le dio media sanción. El debate se trasladó al Senado, donde también hubo una larga lista de expositores que hablaron ante las comisiones. Y desde ayer se trató en el recinto.

A diferencia de lo que ocurrió en la Cámara de Diputados, en el Senado no se pudo revertir la tendencia hacia la negativa del proyecto. Los bloques votaron de manera dividida y respetando la “libertad de conciencia” antes que posturas partidarias.

Los jefes de bloque fueron los encargados de cerrar el debate e incluso allí se notó cómo el tema atravesó a los partidos, pues varios bloques dividieron la media hora que tenían en dos segmentos de 15 minutos donde se defendían las posiciones encontradas. Entre los últimos oradores estuvo la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner, quien reconoció que cambió de posición, pues cuando era presidenta estaba en contra de la despenalización del aborto. “Fueron los jóvenes quienes me hicieron cambiar de posición”, aseguró.

El senador de Cambiemos por Formosa Luis Naidenoff fue el último orador. “No hay nada más indigno que avalar lo clandestino”, dijo. Luego vino la votación y la confirmación del rechazo al proyecto y que el aborto sigue siendo ilegal en Argentina.

Dejá tu comentario

Loading Facebook Comments ...

SIN COMENTARIOS

Deja una respuesta